Agua dura en los electrodomésticos

Como ya te hemos contado en más de una ocasión, el agua dura o bien agua con cal no es el agua más recomendable ni para su consumo ni para su empleo en el hogar. Esta clase de agua afecta directa y negativamente a aquellos electrodomésticos que usan agua para su funcionamiento. Así pues, aparatos como la lavadora y el lavavajillas son altamente sensibles a los efectos que causa el uso de agua con cal.

Beneficios para el hogar

Disponer de agua de calidad en casa desde el grifo es una alternativa muy cómoda.
Instalar un equipo descalcificador en casa nos deja depurar el agua justo antes de que salga por el grifo. Es, por lo tanto, un comportamiento respetuoso con el medioambiente, mas también con nuestro bolsillo. Estos aparatos el agua dura en agua blanda, o sea, idónea para proteger las lavadoras, los lavaplatos, las cafeteras, etc… Esto es especialmente útil para el hogar mas asimismo para los restaurants, los bares, los hoteles, etc… Si tenemos un agua menos agresiva con los electrodomésticos podremos alargar su vida útil y ahorraremos dinero en reparaciones.

  • En ocasiones vemos que aparecen máculas blancas en la ducha o bien en la pica de la cocina. Son los restos de cal del agua exageradamente dura. Si pudiéramos tener agua blanda en casa ahorraríamos un buen tiempo y dinero en productos de limpieza. Un agua de calidad evita las calcificaciones en los azulejos, en las losas, en los grifos… Lo notaremos también en el lavaplatos. Cuando tenemos el agua dura, los platos y los vasos no salen totalmente limpios, sino siempre y en todo momento queda una película blanca de cal que conviene suprimir a posteriori.
  • Por otra parte, el agua de poca calidad resta la eficiencia de la lavadora en el lavado de las prendas. Deberemos usar, para compensarlo, más cantidad de limpiador. En cambio, si en nuestra casa el agua es blanda, necesitaremos menos jabón para poder adecentar igual de a fondo.
  • Igualmente, evitaremos comprar pastillas descalcificadoras para combatir la cal.
    Si somos aficionados a la botánica vamos a estar de enhorabuena. Un agua que sea pura y que sea blanda es la indicada para el cuidado de las plantas.
  • Las plantas y las flores crecen más fuertes y sanas si el agua es de calidad.
  • Otro de las ventajas del agua de calidad es que nos deja mejorar el sabor de las bebidas y de los comestibles. Los que somos aficionados al café y a otras infusiones, sabemos que la calidad del agua es fundamental para conseguir una buena taza. Si disponemos de agua pura y de calidad, el sabor del té y del café mejoran, pues las peculiaridades del agua hacen que se conserve el aroma. También lo notaremos singularmente en los cubitos de hielo.
  • Los que hemos tenido agua dura en casa sabemos que el agua con un exceso de cal provoca irritaciones en la piel. Cuando nos duchamos o bien bañamos, todos queremos salir con una piel suave y un pelo sedoso. Y con el agua dura no es posible, porque los problemas de la piel pueden aumentarse. El agua filtrada y alcalina intenta un baño sano y agradable, sin el cloro que irrita la piel.

Y es que todos los especialistas dicen que el agua de calidad es la mejor para la salud, la belleza y el bienestar de la familia. Si tienes duda sobre la composición mineral de tu agua, deberías preguntar con tu laboratorio más cercano y salir de dudas.

 

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, media: 5,00 sobre 5)
esperandoCargando…